¿Sabes lo que es realmente el minimalismo? ¿Alguna vez habías escuchado que el minimalismo se puede aplicar a las finanzas personas?

Durante estos últimos años, nos han vendido que el minimalismo es renunciar a todo lo que tenemos o incluso vivir en la austeridad. Lejos de eso, me gustaría dar mi opinión desde un punto de vista financiero sobre este estilo de vida cada vez más popular.

Contenido


▷ ¿Qué es el minimalismo?

El minimalismo no es algo nuevo. Incluso en la antigua Grecia, un “tal” Sócrates, ya lo describió a la perfección “El secreto de la buena vida no consiste en tener más, sino en saber disfrutar con menos”. Muy sabias palabras…

Si tuviéramos que definir en pocas palabras el minimalismo, sería algo como “ser capaz de vivir con lo necesario”. Lejos de eso, vivimos en un mundo consumista, en el cual constantemente nos bombardean con la idea de comprar y acumular cada vez más cosas.

Para mí, el minimalismo es un estilo de vida que implica tomar conciencia de las necesidades y/o cosas que realmente necesitamos. Es una forma de deshacerse de todo aquello que no nos proporciona ningún valor o que nos aleja de nuestros propósitos, sean posesiones, circunstancias, pensamiento o personas.

El minimalismo es tener una vida simplificada y dedicar nuestro tiempo y dinero en aquellas cosas que realmente nos satisfacen. Nos ayuda a tener una mente más clara y ordenada, para así centrarnos en lo que es realmente importante para nosotros.

▷ El minimalismo y las finanzas

Seguramente, relaciones el minimalismo con el arte, la pintura, la arquitectura o incluso con el mobiliario. Sus virtudes permiten que se pueda extrapolar a diferentes ámbitos, entre ellos, las finanzas. 

Si eres seguidor de este blog, sabrás que la relación que mantengamos con nuestro dinero determinará en gran parte la salud de nuestras finanzas.

Además de nuestra relación con el dinero, es muy importante determinar cómo lo gastamos. Recuerda que nuestros ingresos son el resultado de nuestro tiempo, esfuerzo y sacrificio. No lo malgastes y hazte las siguientes preguntas: ¿Realmente necesito de todas las cosas que tengo en casa?, ¿Doy un uso a toda la ropa o suscripciones que tengo?

Y allí es donde entra el minimalismo, en la forma de replantearnos nuestras necesidades y el uso que vamos a dar a nuestro dinero. No comprar por comprar, sino gastar nuestro dinero en cosas que realmente necesitemos, y a las cuales, les vamos a dar un uso.

Muchos problemas económicos de las familias españolas provienen de gastar por encima de sus posibilidades. No digo que sea el caso de todas, ya que algunas familias por muchos números y recortes que hagan, se encuentran en una situación de por sí complicada.

Pero también, hay un gran número de personas que se han vuelto adictas a las compras, y claro, eso se nota al final del mes. Determinar tus prioridades y gastar tu dinero en lo que realmente necesitas y te llena, tendrá una repercusión tanto en tus finanzas como contigo mismo.

▷ 5 razones para aplicar el minimalismo en tus finanzas


#1 Te permite priorizar tus gastos

Todos tenemos prioridades, pero estas van cambiando a lo largo de nuestra vida. Nuestras prioridades no son las mismas a los 20 años que a los 30 o 40.

Quizás, aún no te hayas parado a pensar que tal vez tus prioridades estén cambiando. Para ello, debes reflexionar sobre tus necesidades actuales y determinar cuáles son.

¿Cómo lo puedes hacer desde un punto de vista financiero?

Yo siempre recomiendo llevar a cabo un control presupuestario para poder determinar a dónde va tu dinero, y en función de los resultados, comprobar si tu gasto va acorde a tus necesidades y prioridades actuales.

#2 Te ayuda a salir de las deudas

Determinar tus prioridades te ayudará a focalizar mejor en qué gastar tu dinero. Cuando uno tiene claro las cosas, deja de lado todo lo superfluo

¿Y eso qué significa? Pues seremos mucho más selectos a la hora de gastar nuestro dinero. Ser más selecto suele ser sinónimo de menor gasto y mayor ahorro.

Si tenemos deudas aún pendientes, una opción interesante sería ir reduciéndolas con ese ahorro que vayamos generando. Recuerda, cuando menos deuda (mala) tengas, mayor libertad tendrás. 

#3 Simplifica tus finanzas

Es curioso cómo por norma general al ser humano nos gusta complicarnos la vida. Parece que lo complejo llama más la atención que lo simple. Y en las finanzas pasa lo mismo. 

Recuerdo mis inicios en la inversión. Todo sistema de inversión complejo captaba mi atención y lo simple directamente lo desechaba. Creía que para tener algún día éxito como inversor tenía que crear un sistema super complejo. ¿Si no cualquiera podría lograrlo no? Qué equivocado estaba yo…

De hecho, hacer las cosas de forma simple no es nada fácil. Requiere de un gran trabajo de interiorización y de comprensión por nuestra parte. Como dijo Thomas Mann “El orden y la simplificación son los primeros pasos hacia el dominio de un tema”

Una vez que entendí el poder de la simplicidad, simplemente decidí abrazarla. 

#4 Limita la necesidad de poseer

En España está muy extendido la necesidad de comprar y poseer las cosas. Comprarse una casa, un coche o una vivienda vacacional es algo muy bien aceptado socialmente. Seguimos viendo al alquiler cómo una forma de tirar nuestro dinero.

Un alquiler significa pagar un precio por el uso de un bien durante un tiempo determinado. Hoy en día, los avances tecnológicos nos ofrecen alternativas que nos permiten alquilar cualquier cosa a un precio asequible. ¿Realmente necesitamos comprar y poseer las cosas?

Quizás tengas que hacer números y verás que en algunos casos es más interesante alquilar que comprar.

#5 El tiempo es dinero

El tiempo es el activo más importante que tenemos. Es algo finito y lo único que sabemos en nuestra vida es que todos tenemos una fecha de caducidad.

El dinero va y viene. Según nuestras fases de la vida tendremos menos o más, pero dependerá en gran parte de nuestras decisiones y de cómo empleemos nuestro tiempo.

Cómo has podido comprobar hasta ahora, el minimalismo nos aporta claridad mental, tomar mejores decisiones financieras, y por consiguiente, un ahorro de tiempo y dinero.

¿Y eso qué significa? Mayor libertad y tiempo para poder dedicarlo a tu pasión, familia, iniciar ese proyecto que siempre has deseado hacer o incluso crear una nueva fuente de ingresos. ¿No crees que merece la pena?

▷ Saber más sobre el minimalismo…

No soy ningún experto en la materia, pero si deseas profundizar, te dejo una serie de recursos:

Libro:

Documental:

  • Minimalismo: las cosas importantes (Netflix)

Blogs:

  • No quiero otro pijama (Enlace blog): Blog de Elisa Erbali (Vanessa), en él se habla de minimalismo, productividad y sencillez.
  • Valentina Thörner (Enlace blog): Además de tratar el minimalismo, Valentina habla de sostenibilidad, productividad y de la felicidad

Suscríbete a mi Newsletter

¡Sé el primero en recibir mis últimos artículos!
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin

Otros artículos que te pueden interesar...

Deja un comentario